Un poco de Historia:  Ya desde los inicios de la Edad de Hierro encontramos la presencia humana en la zona de la actual Viandar de la Vera.  En el Cerro de Castrejon se han hallado restos de cerámica y de una posible muralla defensiva, en lo que seguramente era un castro vetón. 

En época medieval, Viandar es una población dependiente del señorío de Valverde, que fue concedido por el rey Sancho IV a Don Nuño Pérez de Monroy, abad de Santander.  En el siglo XV el señorío paso a manos de los Zúñigas, los Condes de Nieva.  La Picota que se conserva en Viandar es prueba del dominio de esta familia y en ella aparece su escudo.  

En 1646 obtienen el título de Villa, bajo el reinado de Felipe IV.

 


Arquitectura Popular: En Viandar de la Vera podemos encontrar magníficos ejemplos de arquitectura popular verata, caracterizada por el uso de la madera, el adobe y la piedra, materiales que se encontraban fácilmente en los alrededores.

La casa tradicional de la comarca de La Vera suele tener tres o cuatro niveles donde la planta baja era para los animales y las superiores se utilizaba como vivienda. En la última se encontraba la  cocina, además de zonas para el almacenamiento de granos. También es normal la existencia de un gran balcón en voladizo que se usa como secadero

 

Iglesia de San Andrés Apóstol: Iglesia de planta rectangular con ábside poligonal, construida a finales del siglo XVI y principios del XVII.  El material utilizado es de mampostería salvo en la portada, en los contrafuertes y en la pequeña torre a los pies de la iglesia (seguir leyendo...)


La Picota: la Picota de Viandar de la Vera es prueba del dominio que la familia Zuñiga ejerció sobre esta población desde el siglo XV hasta el XVII, cuando se independizó obteniendo el título de Villa.

Se trata de una columna lisa de piedra y coronada por cuatro cabezas muy erosionadas.  Por encima vemos el escudo de la familia Zuñiga.



Galería fotográfica